EN SUS MANOS

PSICOLOGÍA Y ABOGACÍA

Carlos Javier Galán

Si te acosan en el trabajo, grábalo

Las conductas ilícitas en muchas ocasiones no se producen en presencia de personas distintas de acosador y acosado. Y, cuando sí existen testigos, el afectado no siempre tiene la seguridad de poder contar con ellos en caso necesario, porque a menudo siguen manteniendo dependencia laboral del autor de los hechos que se quieren denunciar.

¿Qué ha sido de mi autoestima?

Cuando una persona sufre mobbing, termina pensando que realmente es verdad lo que se dice de él; la culpa se apodera de sus pensamientos. Quizá haya hecho algo que ha provocado esta situación, porque hay algo “defectuoso” en él. Nada más lejos de la realidad. NO HAY NADA, y repito, NADA, que justifique esa violencia en el trabajo.

Elena Rubio, psicóloga

PUBLICIDAD

http://www.gutierrezsalegui.com/
Ana Isabel Gutiérrez Salegui

Las secuelas psicológicas del maltrato, ‘cicatrices’ en la mente

En la introducción del libro “Superar un trauma” de Echeburua se puede leer, “Los malos ratos se olvidan pero queda en el pozo de la memoria la huella del sufrimiento”. Esta frase contiene la esencia de uno de los problemas más graves secundarios a los malos tratos, las secuelas psicológicas. Para entender la trascendencia que tienen los malos tratos en la vida de las víctimas quizás debamos comenzar por diferenciar los conceptos “lesión psíquica” y “secuela psicológica”.

Pide ayuda, ¡no estás solo! ante el acoso laboral

Ante cualquier caso de acoso laboral se tiende a minimizar la problemática por la propia empresa y por los compañeros de trabajo, pues sigue considerándose algo irreal e incierto, por lo que la negación del mismo es habitual. Dicha negación va en paralelo con el desconocimiento de este tipo de acoso y la tendencia de las personas a justificar comportamientos con frases como: “ya sabes cómo es”, “habrá tenido un mal día”.

Psicología Velázquez
Julio González - Ayala y González Abogados - Foto: Jesús Umbría

La víctima ante el acoso laboral: ‘¿Por qué yo?’

Conocemos a qué podemos llamar acoso laboral y a qué no, sabemos quiénes somos, víctimas. Hemos visto los trastornos psicológicos más comunes entre los acosadores. Ahora toca mirarnos a nosotros mismos e intentar dar respuesta a la pregunta que sin duda no paráis de haceros. ¿Por qué yo? ¿Por qué me pasa esto a mi?.

Recibe todas las novedades de jupsin' suscribiéndote a nuestro newsletter

Recibe todas las novedades de jupsin' suscribiéndote a nuestro newsletter